Inicio Remedios caseros Batido de remolacha y zanahoria para recuperar energía

Batido de remolacha y zanahoria para recuperar energía

La combinación de remolacha y zanahoria en un batido se ha popularizado últimamente por ser una bebida refrescante y deliciosa. La remolacha y la zanahoria son hortalizas ricas en antioxidantes, los cuales ayudan a la optimizar el funcionamiento del organismo.

Por su parte, la remolacha promueve el tránsito intestinal, mientras que la zanahoria es rica en vitaminas como el potasio, el calcio, el ácido fólico, el fósforo, los carbohidratos, los betacarotenos y la fibra. Esto quiere decir que el jugo de remolacha y zanahoria favorecen considerablemente la salud, además de endulzar la vida con su delicioso sabor.

A continuación preparemos un batido de remolacha y zanahoria con pocos ingredientes de manera rápida y sencilla. Cabe resaltar que esta mezcla tiene propiedades revitalizantes y rejuvenedoras, además de que fácilmente puede complementar cualquier platillo vegetariano.

Ingredientes:
1 remolacha
2 zanahorias
1 limón o zumo de naranja
1/4 de taza de agua

Preparación:
Primero vamos a lavar y pelar las zanahorias. Cortamos las zanahorias en trozos pequeños o cubitos. Limpiamos y pelamos la remolacha. Cortamos la remolacha en trozos pequeños y finos fáciles de licuar. Lavamos el limón y quitarle la cáscara. Mezclamos las zanahorias y la remolacha cortada junto a la mitad del limón en la licuadora. Vertimos una cantidad considerable de agua en la mezcla.

Procesamos todos los ingredientes en la licuadora hasta obtener una mezcla homogénea.
Una vez listo, servimos de inmediato y decoramos el vaso con una rodaja de limón finamente cortada.

Adicionalmente, se puede agregar medio limón extra para lograr un sabor más ácido, aunque se recomienda seguir los pasos de la receta al pie de la letra para evitar perder las vitaminas que aporta la remolacha, uno de los elementos principales de nuestro batido.